Latest News From Our Blog

9 de enero del 2022

By Kimberly Hobbs

EMPODERANDO VIDAS CON UN PROPÓSITO:
El gran destino del individuo es servir más que gobernar. -Albert Einstein
¿A cuántos se nos ha dado la oportunidad de servir a los demás esta Navidad? ¿Lo hiciste con una sonrisa?
(Ester 4:16) revela una encrucijada que todos debemos enfrentar. ¿Respondería Ester al llamado de Dios para hacer algo significativo en su vida? Bueno, si lees el libro de Ester, encontrarás lo que ella hizo.
Esta lectura me hizo pensar mucho en servir al Señor versus buscar algo significativo que solo la humanidad notará.
No solo pienses en esta Navidad que paso y en lo que pudiste o no haber hecho por otro, sino que reflexiona sobre el viaje de toda tu vida hasta ahora para un momento decisivo de servicio. ¿Tienes uno o tienes muchos?
 ¿Este viaje te ha llevado a un gran avance en tu identidad? Puedes requerir pensar más y más intensamente sobre tu vida. Si tuviste un gran avance, ¿Esto glorificó a Dios y has avanzado con tu vida de una manera más positiva gracias a glorificarlo?
Hay muchas preguntas hoy, pero hay que pensar en ellas …
Identifique las decisiones que toma cada día y cómo pueden tener un gran efecto en la vida no solo en ti, sino de muchos otros. Realmente creo que Dios está despertando a las mujeres a un propósito más fuerte, uno con una visión del tamaño de Dios. Lo estoy viendo. Él nos está llamando a este propósito mucho mayor de servir a los demás en lugar de la realización personal.
Busca el despertar en tu corazón si aún no ha sucedido y pídale a Dios que le asigne una tarea mayor de servirle. No hay mayor gozo que hacer la obra de nuestro Padre que está en los cielos con un “corazón de siervo”.