Latest News From Our Blog

21 de enero del 2022

21 de enero del 2022

By Kimberly Hobbs

EMPODERANDO VIDAS CON PROPÓSITO:
¿Cuántas de nosotras acudimos a amigas con peticiones de oración que están “ligadas” a la preocupación de una forma u otra? Preocupadas por los “qué pasaría si”, preocupadas por nuestro mañana, preocupada por las circunstancias presentes… preocupada, preocupada y más preocupada. Yo también lo enfrento, y lo entiendo.
La preocupación llega en un momento de crisis.
La preocupación es un asesino. La aprensión mata tu mente.
La preocupación es la madre del cáncer, la presión arterial alta, la insuficiencia cardíaca y más.
Dios dice que no te preocupes, Él dice: “NUNCA te dejaré ni te desampararé”. Jos.1:5
La preocupación es pecado.
Dios nos da 2 palabras dominantes a lo largo de Su Biblia. “NO TEMÁIS”!
Josué 1:9 ¡No temáis!
No temas, no temas, no temas…
El gran médico llega a nuestra invitación. Necesitamos invitarlo a entrar y no temer más. Salmo 1:1-3
Dios te dice en su palabra:
¡Subirás montañas imposibles!
1.000 caerán a tu mano derecha, 10.000 a tu izquierda.
¡Dios da lo mejor de las cosas en los peores momentos!
La preocupación es solo una corriente contaminada en nuestras mentes, fíltrala con la oración y las trascendentes Palabras de Dios.
¿Qué nos preocupa?
¿Acaso Dios no asiste al funeral de cada gorrión que muere? ¡¡¡LO HACE!!!
¿No eres más valioso que ellos? TU LO ERES.
Mateo 6:26
Cada página de la palabra de Dios desafía lo que nos preocupa. ¿Por qué nos preocupamos?
“No se inquieten por nada; más bien, en toda ocasión, con oración y ruego, presenten sus peticiones a Dios y denle gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, cuidará sus corazones y sus pensamientos en Cristo Jesús.”
‭‭Filipenses‬ ‭4:6‬ ‭NVI‬‬
¡Aferrémonos a las promesas de Su Palabra!